ÍndiceÍndice  CalendarioCalendario  FAQFAQ  BuscarBuscar  MiembrosMiembros  Grupos de UsuariosGrupos de Usuarios  RegistrarseRegistrarse  ConectarseConectarse  

Comparte | 
 

 Aulas

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
Ir a la página : 1, 2, 3, 4  Siguiente
AutorMensaje
Aren Darvenwish
Jefe de Raza
avatar

Mensajes : 1035

MensajeTema: Aulas   Miér Abr 02, 2014 7:34 pm

Zonas del palacio reservadas para impartir clases de diferentes temáticas para dar habilidades a mayores a los guerreros.

Estas aulas son únicamente para participar en las clases que se postéen, con lo que no se podrá rolear en el tema sin esta finalidad. No será un sitio de paso habitual como el resto de las estancias del palacio.
Cada cierto tiempo, se actualizarán las aulas con un post donde se explica qué es lo que se aprenderá asistiendo a esta clase y los requisitos para aprenderlo. Deberéis pasar con un único post donde se explique vuestra práctica y estudio sobre el tema. Al final del periodo que se indique, se establecerá quién ha superado la clase y quien no.

En caso de querer postear más sobre el aprendizaje se tendrá en cuenta realizando la práctica en otros lugares.

_________________
Unending
Unchanging
Repeating these habitual urges
No seperating
No talking
No stopping, only equal pounding
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Nagorr
Jefe de Raza
avatar

Edad : 53
Mensajes : 408

MensajeTema: Re: Aulas   Lun Jun 09, 2014 4:13 pm

BAADHA

Me aparezco en el centro de una sala bastante sobria; no necesito más que esto. Es un buen momento, uno como otro cualquiera, para enseñar algo a todo aquel que esté dispuesto a aprender. Quizás es la edad, que me ablanda, que me vuelve más amigable. Aunque también llevo bastante pensando en algo como esto, y creo que sera más seguro para todos el conocer algo como este. Literalmente, más seguro. Y no está de más dar un incentivo de vez en cuando, como algo a medio camino entre premio y herramienta: al fin y al cabo, no es mi deseo que muera nadie, ni que nadie sufra daños. Las cosas han llegado demasiado lejos, y algo tiene que cambiar. Puede ser un buen comienzo, o, por lo menos, un comienzo.

Baadha es un hechizo neutro, uno bastante simple, de defensa. No es el más habitual, pero resulta bastante eficaz. Al invocarlo, una pantalla mágica translúcida, casi completamente transparente, se genera ante el usuario, a unos cinco centímetros de su cuerpo, con las manos extendidas. Es, prácticamente, como un vidrio que detendrá cualquier golpe. Su resistencia dependerá, obviamente, de la capacidad mágica del usuario, pero incluso para alguien no muy diestro en esto resulta bastante útil para detener o, por lo menos, debilitar un golpe.

Es sencillo. Una barrera estática, nada más.

No voy a hacer las cosas difíciles. Es un hechizo sencillo y consume muy poca energía. Para enseñarlo, no necesito hacerlos practicar ni enseñarles unas fórmulas complicadas. Es un regalo que les doy, por una vez, y, como tal, no necesitarán más que venir hasta aquí para recibirlo.


REGLAS: Se enseñará el hechizo baadha a todo aquel que venga a este lugar antes de la fecha límite, en la que se cerrará de nuevo el lugar. Es un hechizo de tipo neutro que será añadido a la enciclopedia esta noche. Para conseguirlo, solo hay que seguir unas sencillas normas:

El post debe tener un mínimo de 6 líneas e incluir cómo llegas a la sala, saludas al señor Brumm y él, afable como es, te devuelve el saludo, y tras explicarte lo que hace el hechizo, te hace agacharte y pone ambas manos en tu cabeza, recitando unas palabras extrañar por lo bajo. Enseguida a tu cerebro llegará la información necesaria para saber invocar el hechizo.

Se reserva el derecho a no enseñar nada a aquellos que sean maleducados o tengan un comportamiento ofensivo durante el post, aunque tampoco se requiere una extrema educación, de modo que sería muy raro el caso (salvo que haya insultos, ataques, etc...).

El plazo se ha ampliado hasta a las 12 de la noche del domingo 29 de este mismo mes (29/06/2014 a las 00:00) por problemas de horarios relacionados con un par de usuarios. No se ampliará más, sin embargo.

¡Suerte a todos y un saludo!

_________________
~~Brum Brum Brum~~
~~Nagorr Brumm~~
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Finder

avatar

Mensajes : 73

MensajeTema: Re: Aulas   Mar Jun 10, 2014 12:19 am

Recorro los techos lo más rápido que puedo en cuanto me entero de la noticia. Debo aprender el hechizo antes que Phony, la ninja y, de este modo, poder darle en las narices.

Entro en la sala y me dejo caer al lado del líder parvus. Es un hombre pequeño. Sin embargo su boca parece enorme y capaz de comerse a cualquiera cuando se ríe. ¿Realmente será tan poderoso? Me quedo estática. Le saco... mucho.
Tras llamarme un par de veces "merlucita congelada" debido a mi rigidez constante (si bien un poco por los nervios si bien porque este hombre y su perpetuo buen humor me hacen sentirme incómoda) me insta a que me agache.
Me agacho. Pero creo que le quedo demasiado alta para su gusto, así que decido sentarme en el suelo.
Le veo a los ojos y él a los míos, grandes y vivos, que es lo único que puede ver de mi debido a mis ropas. Sin embargo puedo sentir perfectamente sus dedos sobre mi cráneo. De pronto, mis párpados se dejan caer aún sin que yo se lo haya ordenado y, de pronto, en la oscuridad, comiendo a ver pequeñas luces que van formando palabras que penetran en mi memoria evitando olvidarlas. Un pequeño Nagorr Brumm realizando el hechizo parando las enormes llamas de un dragón en mi mente. Así que este es su funcionamiento... Quizá no tenga el nivel suficiente para parar una llamarada, pero sí para darle a Phony en los morros con él. Consecutivamente entran en mi cerebro pequeñas luces que emiten consejos de utilización y ejemplos tan vívidos que pareciese que formasen parte de mi experiencia vital. Las palabras mágicas vuelven a repetirse al igual que los trucos y consejos hasta que, poco a poco, siento como su tacto desaparece y puedo volver a abrir los ojos. - Kasseh jthuh, pequeño hombre musgo. Mis respetos.

Me levanto y salto para encaramarme boca abajo de una viga del techo y me voy tan rápido como he venido.

*huye cual lagartija*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Alehyss

avatar

Edad : 26
Mensajes : 3075

MensajeTema: Re: Aulas   Mar Jun 10, 2014 2:42 pm

Esto llega a resultarme sutilmente incómodo, por lo que ha pasado hasta ahora, aunque a estas alturas lo llevo con entereza. Es lo único que puedo hacer. No, mejor dicho: es lo mejor que puedo hacer.

El líder parvus, Nagorr Brumm, está en la sala cuando llego, como he podido saber, y hago una leve reverencia de cabeza desde la puerta, a modo de saludo, sin dejar de mirarlo a los ojos en ningún momento.

-Buenos días, señor -saludo, además, con la voz, con tono cuidado y educado.

Nunca he tenido demasiada relación con el líder, pero la que tuve me basta para saber que, pese a su afable apariencia, puede llegar a ser un hombre duro. Dos veces he estado en las mazmorras, al fin y al cabo, y una de ellas fue propuesta suya. Y, de todas formas, no tengo mucha más opción que el respeto. Es, nuevamente, lo mejor que puedo hacer.

Me pide que me acerque, y no tarda en explicarme lo que viene siendo un hechizo de defensa. No soy especialmente hábil con la magia, pero el conocimiento nunca sobra, y menos si puede ser mínimamente útil en alguna situación.

Cuando ya estoy cerca, el líder me hace agacharme. Cuando lo he hecho, puedo sentir sus manos en mi cabeza, y casi al momento, nada más verlo mover los labios, una ráfaga de pensamientos se introduce en mi cabeza como si me perteneciese. Esta forma de recibir información nueva directamente a mis ideas me recuerda a Madame Desmarais, que tiende a hacer cosas similares. Y, visto que un instante después ya conozco cómo invocar un hechizo, sin haberlo practicado siquiera, solo puedo ver virtudes e inconvenientes a partes iguales a una habilidad como es la de introducir pensamientos en cabeza de otros.

-Gracias, señor -pronuncio, cuando aparta las manos, mirándolo de nuevo, asintiendo solemnemente una vez más, a modo de suave reverencia.

Estoy a punto de añadir algo más, algo personal, pero, sin dejar de mirarme, niega suavemente, con una sonrisa, y me despide antes de que pueda abrir los labios. Asiento y saludo de nuevo, formal. Supongo que tendré que buscarlo, si lo que quiero es hablar con él.

Abandono la habitación en silencio.

*se va*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Corbin

avatar

Edad : 28
Mensajes : 1065

MensajeTema: Re: Aulas   Mar Jun 10, 2014 7:01 pm

Corbin no había tardado mucho en ponerse en acción desde el mismo momento en que oyó hablar de aquella novedad. Después de todo, el salir de un entrenamiento justo en aquel momento no era excusa para no recibir una nueva enseñanza. Y, por su experiencia, no era en absoluto perezoso en lo que a aquellas cosas se refería.

Avanzó, pues, por los pasillos, hasta llegar a la sala señalada. Abrió un poco la puerta, despacio, sin molestarse en ser demasiado sigiloso, para dar señales de su presencia. Su siguiente gesto fue una leve inclinación de cabeza, con su habitual seriedad. Tenía un cierto brillo de interés en los ojos, inevitable teniendo en cuenta lo que había oído.

-Buenas tardes, señor -saludó con su habitual tono neutro y suave.

El líder, que parecía de lo más desenvuelto, lo hizo pasar en seguida, explicando con detalle en qué consistía el hechizo. Corbin, tan serio como siempre, mantenía toda su atención fija en él, y cuando la explicación terminó, asintió levemente. Fue entonces cuando, a petición del líder, se agachó ante él. Y lo que ya una vez había sucedido con la caeruleus sucedió de nuevo. De forma tan simple que no podía evitar la extrañeza.

Cuando se separó del líder invocó el hechizo. Lo miró un momento fijamente, como evaluándolo. Finalmente, se volvió hacia Nagorr Brumm e hizo una nueva inclinación de cabeza.

-Gracias por su generosidad. Buenas tardes.

Y, sin decir más, avanzó hacia la puerta y salió de la sala.

*Se va*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Jun

avatar

Edad : 20
Mensajes : 1350

MensajeTema: Re: Aulas   Miér Jun 11, 2014 3:02 pm

La verdad es que tuve mis reservas a la hora de venir. Al fin y al cabo, no soy exactamente un guerrero. Pero entonces, al pensar que es el señor Brumm el que enseña esto, no me quedó otra opción. Creo que él mismo se encargará de buscarme para echarme una bronca si no aparezco, y tal... Y si me dice que no puedo, será un poco incómodo y vergonzoso, pero bueno... Lo será de todos modos, sea como sea...

Él ya está en la habitación cuando entro, así que hago una reverencia, con una sonrisa tímida.

<<Buenas tardes, señor Brumm.>>

Me dice que me acerque, con su típica y ruidosa risa. Bueno... Pues parece que no estoy de más, al fin y al cabo. De hecho, diría que... Bueno... Parece hasta satisfecho, ¿no?

Me explica el hechizo a grandes rasgos, sin pararse mucho. Se trata de uno muy básico, y llevo años conociendo la teoría. Por desgracia, leer tantos libros no me ha servido para dejar de ahogarme cuando invoco un hechizo ligeramente potente. Soy lo que soy...

Cuando me pide que me agache, hinco la rodilla derecha en el suelo y bajo la frente, mirando hacia el suelo. Enseguida noto sus manos sobre mi cabeza y la pertinente información, que penetra dentro de mi cerebro.
Es una buena forma de aprender, pero no todo puede enseñarse así. Es una pena... Sería un gran golpe que rompería con las fronteras del conocimiento. Si pudieses traspasar todo lo que sabes a otra persona, nunca moriría tu saber. Pero no ha habido nadie que haya hallado una forma de hacer eso... Va en contra de la ciencia e incluso de la magia.

Me levanto, con una tímida sonrisa, y hago una nueva reverencia.

<<Muchas gracias, señor Brumm. Lo practicaré. Lo prometo. Estoy esforzándome más últimamente.>>

No me quedo mucho más. Él parece especialmente interesado en que no lo haga. Es de comprender. Está ocupado, y solo soy un niño que juega a ser guerrero. Aún no he demostrado nada a nadie.

Me despido con educación y salgo del lugar.

*se va*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Ayne Stalon

avatar

Edad : 26
Mensajes : 1316

MensajeTema: Re: Aulas   Miér Jun 11, 2014 11:31 pm

Llegué correteando desde el pasillo y, con una sonrisa traviesa, me metí de puntillas en la habitación. Llevaba a Amatista a la espalda y el farol colgado al hombro, y me acerqué a la gente pequeña más grande que yo, divertida. Extendí una mano y giré la muñeca de un lado a otro, saludando.

-Hola hola -hablé-. ¿Es verdad que das tesoros especiales?

Asentí mientras hablaba, escuchando, sonriente. Cuando lo indicó, eché la cabeza hacia adelante y abrí mucho los ojos. Cuando acabó, me palpé la cabeza, sonreí y asentí. Luego me acerqué y le puse una piedra tosca en la mano: una geoda.

-Un tesoro por un tesoro -indiqué, sonriente.

Y, tras despedirme, salí de la sala.

*Se va*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Follow

avatar

Edad : 23
Mensajes : 611

MensajeTema: Re: Aulas   Jue Jun 12, 2014 12:14 am

Mucha gente está entrando a una sala del pasillo en el momento que estoy entrando por una de las ventanas. Curioso, me acerco y entro junto a la multitud, observando todo a mi alrededor. Todos entramos en una amplia sala sin apenas cosas. Una sala tranquila, es un buen lugar donde vivir.

Dentro está el hombre pequeño que me encontró tras la lucha con los hombres del bosque. Todos se acercan y lo saludan, dejando que luego ponga sus manos en su cabeza. Conozco a casi todos, por verlos mientras escalo o por conocer sus nombres. Todos hacen el mismo recorrido así que los imito.

Al llegar junto al hombre lo miro durante un momento, curioso. No parece amedrentado por mis colmillos, pero él no es un enemigo. Finalmente le pongo una mano en el hombro.

Buenas tardes —Digo, imitando sus saludos. El hombre suelta una carcajada y repite mis palabras, entonces me pide que me agache un poco para llegar a mi cabeza. Dejo que me toque y al momento siento que conozco algo. Sus manos me han revelado una verdad que me hace parpadear, algo confuso. Es como cuando sueño así que no me lo creo demasiado.

Baadha —Pronuncio poniendo las palmas frente a mí. Entonces surge una pantalla que se interpone entre el hombre y yo. Abro más los ojos, algo sorprendido. Bajo las manos y la barrera desaparece, miro al hombre a los ojos un momento.

Kasseh jthuh, hombre pequeño. El destino me muestra una vez más tu fuerza —El hombre vuelve a reír sonoramente y me despide apartándome a un lado para continuar con los demás. Esto ha sido un regalo inesperado. El destino me depara golpes que necesitaré detener.
*se va*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Aloe

avatar

Edad : 23
Mensajes : 112

MensajeTema: Re: Aulas   Jue Jun 12, 2014 12:42 am

Llega a la sala que le han informado junto con otra chica del servicio en su rato libre. Le han dicho que es buena idea aprender lo que el líder parvus enseña esos días para evitar catástrofes como la última, de la que le han hablado. El servicio, aunque no vaya a misiones, debe estar preparado para enfrentar un ataque a palacio como los que se han sucedido. Ella acepta sin quejas, todo lo que sea aprender algo nuevo le parece perfecto.

No tarda en separarse de su compañera, apenas sin darse cuenta, y recorrer la sala con calma, mirando las caras de aquellos guerreros y demás gente del servicio que allí se encuentran a la espera de recibir el hechizo. Con los ojos bien abiertos se acerca a las caras de unos y otros, recorriéndolas a una distancia prudente, observando lo que hay a su alrededor y a la gente que la acompaña. El último lugar donde fija su vista es en el hombre. El líder es más recortado que ella, pero su cuerpo es mucho mayor. Lo observa con ojos rápidos: sus manos, su barba, sus ojos, sus pies, su enorme sonrisa, sus manos nuevamente. Le parece un hombre muy peculiar y se imagina qué puede saber.

Se tropieza con un chico del servicio que hay delante de ella y pone los puños frente a su pecho, apretando los ojos un momento. El chico, cordial, le dedica una sonrisa y pide disculpas, a lo que responde rápidamente con unas propias. Luego ya es su turno.

Buenas noches, líder Brumm, espero no molestarle —Hace una ligera reverencia con las piernas muy juntas, lo junto para bajar la cabeza frente al líder y hacer que su falda cubra el ras de sus muslos. Se mantiene en esta postura escuchando el slaudo del hombre y espera a recibir el conjuro también.

La sensación le resulta extraña. En su cabeza entra una idea, la penetra sin avisar generando un escalofrío en su nuca y una lucidez parecida a la que siente cuando recuerda algo importante. Sabe pronunciar baadha, sabe ejecutarlo y sabe lo que surgirá. Piensa que es un método extraño y muy útil, pero siente cierta incomodidad al no haberse esforzado en conseguir algo semejante.

Muchísimas gracias, buenas noches —Pronuncia y se acerca a besar su mejilla con enorme gratitud antes de irse. Cuando vuelve junto a la chica que la acompañaba, ésta parece impresionada y algo pálida. Aloe la observa con curiosidad. Al parecer no ha debido de hacer eso.
*se va*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Frikka

avatar

Edad : 23
Mensajes : 1354

MensajeTema: Re: Aulas   Jue Jun 12, 2014 12:56 am

Parece que se concentra la chusma, y eso que esperaba un poco menos de sudor en el ambiente. Me gusta estar con gente, pero no que me toque ese del servicio que tiene pinta de llevar tanto sin ver una teta que hasta las mías le sirven. Pues que le cundan, pero lejos.

Saludo a Buscador con un gesto cuando sale, pero todavía no me toca. Debe de creerse mucho mejor que yo de repente por haber aprendido el hechizo antes, pero... ¿Quién no lo sabe? Gerry. Que le den por el culo, y que no sea Cierzo.
Aunque como de repente le haga falta... Mejor es que no piense en esas cosas. Calla, Frikka, calla...

La verdad es que la forma de proceder es un poco inusual. Como el primero tuviese piojos, nos vamos a acordar todos de él. Pero, no sé... Esperaba algo más complejo. A lo mejor solo quiere medirnos la cabeza con las manos. Hay gente que tiene unos fetiches algo raros.

Cuando me llega el turno me estiro un poco, que llevo ya un rato encorvada.

-Buenas -saludo, con un gesto de barbilla, frotándome la nariz con el dedo-. Aquí me tiene.

Aunque, con la de gente que hay, no me estoy sintiendo muy especial. Será una pena para las chicas con baja autoestima.

Cuando me dice que me agache lo miro escéptica, un momento. Menos mal que es parvus, y mucho habría que bajar para... Bueno, hostia, que me agacho y espero a que haga como con el resto. Enseguida se me abren mucho los ojos, y una energía extraña entra en mi cabeza y escribe, o algo así, palabras dentro de mi cráneo. Cuando quiero darme cuenta, es como si lo que ahora sé lo llevase sabiendo años.

-La hostia... -se me escapa. Cuando he cerrado los labios ya es tarde, lo ha escuchado, pero sonríe de todas formas. Me yergo, pues-. Muchas gracias, eh. Y también por salvarme la vida -recuerdo, en el ataque de palacio, adoptando una posición algo más formal y haciendo una ligera reverencia.

Y ya es hora de seguir con mi vida. Saludo a un par más que me suenan, y a uno que no conozco de nada, para ver qué cara pone, y me largo a los pasillos.

*se va*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Heylel

avatar

Edad : 27
Mensajes : 1008

MensajeTema: Re: Aulas   Jue Jun 12, 2014 5:45 pm

Llego al aula indicada junto a varios de mis compañeros, observando de qué se trata el hechizo que pretenden enseñarnos. No dudé mucho en cuento leí el anuncio. En lo único que doy la razón a la líder flamma es en que debo mejorar como guerrero, con lo que me centraré en aprender todo lo que pueda.

Según parece es un conjuto defensivo. Veo a algunas personas practicarlo una vez se han acercado al líder parvus. Hacía mucho tiempo que no lo veía y lo encuentro muy bien. Es un hombre muy agradable para la posición que tiene.

Saludo a aquellos que conozco, aunque nadie parece querer quedarse demasiado tiempo por aquí. Se ve que no molestaríamos demasiado, pues hay bastante gente.

En cuanto me toca, saludo al líder con una reverencia de mis alas.

Un placer volver a verle, Señor Brumm —El líder me responde y sauda tan animado como lo recordaba y no tardo en inclinarme para permitirle sostener mi cabeza con facilidad. Al momento siento que se me esclarece la mente, como apartando una bruma espesa, y se genera una información que no tenía antes. Más que información es una nueva comprensión. Resulta fascinante. Agito ligeramente la cabeza, algo deconcertado. Luego vuelvo a hacer una reverencia.

Muchas gracias, señor. Resultará de gran utilidad —Entonces me despido junto con las palabras del líder parvus, que continúa su trabajo. Un hechizo defensivo, es perfecto para mí.
*se va*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Zacharyas

avatar

Edad : 29
Mensajes : 1289

MensajeTema: Re: Aulas   Vie Jun 13, 2014 8:59 pm

Zacharyas se había arrastrado hasta aquel lugar con curiosidad, tras haber sabido de la noticia. Los hechizos defensivos, la autopreservación, no era algo que soliese ser adecuado para él, que muchas veces incluso olvidaba su utilización, pero, pese a todo, deseaba aprender lo que pudiera de magia, y al final había optado por acudir al lugar al hacerlo.

Esperó su turno, paciente, sin proferir queja alguna ni intercambiar más palabras con otros que el saludo en caso de ser necesario. Y, cuando le tocó a él, saludó al líder parvus con un gesto, risueño, sin hablar siquiera entonces.

La forma de aprender el hechizo, sin práctica, resultó algo inusual a Zacharyas, que no tardó en contemplar a Nagorr Brumm con un brillo de interés en la mirada.

-¿Puede hacer eso con más imágenes? -inquirió, interesado-. ¿Existe, acaso, un hechizo para eso?

El líder asintió con una sonrisa enigmática, pero pronto dejó claro que aquel no era el momento para hablar de aquello, y mucho menos para aprenderlo, de modo que Zacharyas vio oportuno agradecer aquella enseñanza y retirarse, silencioso y extraño, de aquel lugar.

*se va*

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lea

avatar

Edad : 26
Mensajes : 1228

MensajeTema: Re: Aulas   Sáb Jun 14, 2014 1:00 pm

Probablemente pueda decirse que, teniendo en cuenta cuándo me enteré de la situación, ya estoy tardando en presentarme frente al señor Brumm. Y no es que me convenga mucho; he trabajado últimamente, tal y como él me exigió, pero no creo que sea buena idea bajar la guardia. Claro que presentarme con Vilo por allí no me hace mucha gracia. Al final, sin embargo, como no tengo muchas más opciones, es lo que hago.

Entro en la sala con el cachorro en brazos y me acerco al líder parvus, saludándolo con una dulce sonrisa. Espero que el paripé no dure mucho. Por lo que he oído, no tiene mucha ciencia la cosa. No hay más que explicar en qué consiste el asunto, y parece más bien simple. Cuando me lo indica, me agacho y una ráfaga de información entra en mi cabeza. Pues como sea capaz de extraer información con la misma facilidad, mira tú qué gracia.

Terminado el proceso, me limito a dar las gracias y despedirme. Por lo que parece no hay mucho más que hacer, y Vilo ya empieza a cansarse de estar en brazos, así que...

*Se va*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Errald Halvard

avatar

Edad : 31
Mensajes : 141

MensajeTema: Re: Aulas   Sáb Jun 14, 2014 6:01 pm

Las aulas llevan abiertas desde hace días y veo entrar y salir gente con asiduidad. Lo he estado viendo apoyado desde una columna con ceño y cierto amargor en los labios.
Tomo aire. ¿Seré capaz hoy? Roto los hombros y suspiro cansado. Al final, me decido.
Camino con el pecho henchido, sin embargo conforme avanzo, voy perdiendo fuelle y llego incluso con algo de miedo a pies de mi líder.
Hinco la rodilla y gruño. ¿Debería decírselo? No quiero. Me da vergüenza.
Noto sus dedos en mi frente y... nada más.
Alzo la vista rápidamente y veo la seriedad reflejada en su rostro y la bajo de inmediato.
Noto sus dedos crispados clavándose con algo más de fuerza y yo aprieto los labios.
Al cabo de varios minutos, se da por vencido y aparta las manos. "Ya hablaremos" dijo con ceño. "Ahora vete"
No digo absolutamente nada y me voy con pasos rápidos.


*se va*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Rick

avatar

Edad : 27
Mensajes : 2598

MensajeTema: Re: Aulas   Jue Jun 19, 2014 10:24 pm

El entrenamiento físico era necesario para todo buen guerrero y luchador, pero la magia, que tan mal se me daba, también era importante, de algún modo, y más aún si se trataba de un premio como aquel, ofrecido por el líder parvus Nagorr Brumm, que tan simpático me había parecido siempre. Era una demostración de que las personas importantes podían ser cercanas y amables. Un gran hombre, aunque su cuerpo fuese tan menudo como el de un niño.

-Buenas tardes, señor Brumm -saludé cuando fue mi turno, haciendo una pronunciada reverencia, con una sonrisa amplia y heroica-. Aquí vengo a servirlo para lo que me precise.

Sus instrucciones no se hicieron esperar. El hechizo parecía útil, aunque la defensa detenía el ataque. ¡Pero con algo como aquello podría ser un protector mucho más correcto! Necesitaba mejorar mis habilidades al máximo.

Cuando el señor Brumm me pidió que me agachase, apoyé la rodilla derecha en el suelo, como un buen caballero, colocando el brazo izquierdo sobre la contraria y el puño derecho también sobre la piedra. Bajé la vista, educado, aguardando a su respuesta.

Las manos del poderoso líder se hundieron bajo mi pelo, acariciando mi cabeza con sabiduría, y como si saliesen de sus dedos, un montón de imágenes llenaron mi mente. Al cabo de pocos segundos yo mismo era más sabio, más poderoso, más noble, más protector...
Alcé la vista hacia él con una sonrisa, agradecido.

-Prometo que usaré esto para servir a Brontë. Muchas gracias -dije, antes de levantarme.

Tras una nueva y noble reverencia, llevándome una mano al vientre, abandoné el lugar, más digno.

*se va*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Elektra

avatar

Edad : 26
Mensajes : 258

MensajeTema: Re: Aulas   Sáb Jun 21, 2014 3:19 pm

"Un hechizo nuevo nunca esta de más". Nunca había entado en la zona de las aulas, y eso que ya llevaba varios años habitando aquél castillo cada vez más claustrofóbico. Mis pasos eran cortos, pero firmes, y me permitieron llegaren poco tiempo al aula indicada.

Me encontré entonces con Nagorr Brumm, y automáticamente llevé mi mano derecha al pecho y la izquierda al vuelo de mi vestido, alzándolo levemente a la vez que realizaba una reverencia.

- Mis disculpas, señor Brumm - una sonrisa relajada se dibujó en mi cara.

Hacía ya mucho que no me cruzaba con el líder, aunque suponía que no sería de su interés charlar con cualquier miembro del palacio así porque así. Mis pasos cada vez más firmes y estilizados me situaron en frente del líder parvus. "Ya no recordaba cómo era hablar con alguien sin levantar la cabeza".

Me acerqué a él tras su petición, intentando no tensarme. Al parecer el hechizo que nos enseñaría sería uno defensivo, lo cual ensanchó mi sonrisa. Agaché la cabeza a la vez que cerraba los ojos, no soportaba que me tocasen el pelo o la cara, pero una dama sabe cuándo ha de comportarse y dejar de lado sus manías. Un susurro fue seguido por una extraña sensación en mi cabeza; en pocos segundos, ya había pasado todo. Alcé la cabeza un poco desconcertada, pero tardé poco en volver a generar mi sonrisa.

- Muchas gracias, señor Brumm - repetí la misma inclinación que había realizado con mi entrada tras dar unos pequeños pasos hacia atrás -. Ha sido un placer volver a verle.

El líder me sonrió e hizo un comentario jocoso, muy propio del humor parvus del cuál yo carecía. Aún así, dejé salir una pequeña risa y volví a darle las gracias al líder. Tardé poco en salir de la sala; eso sí, con paso elegante y nunca dando la espalda.

*Se va*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lloyd

avatar

Edad : 26
Mensajes : 2032

MensajeTema: Re: Aulas   Sáb Jun 21, 2014 3:59 pm

El chrysos, movido más por curiosidad que por verdadero interés, recorrió los pasillos hasta llegar al aula donde, según tenía entendido, el líder parvus estaba enseñando un hechizo. Sabía desde hacia bastante que las lecciones se estaban llevando a cabo, pero por algún motivo, tal vez por incomodidad o porque simplemente era estúpido, no se había acercado hasta ahora.

El líder ya estaba en la sala cuando él llegó. Lyam esperó a que le hiciese entrar, y cuando finalmente lo hizo, realizó una leve reverencia, con la cabeza, antes de adentrarse en el aula.

—Buenas tardes —saludó, educado, aunque más seco de lo que le hubiese gustado. Su sequedad, no obstante, tampoco le sorprendía: el líder parvus, a pesar de que no había tenido demasiada relación con él, nunca le había caído excesivamente bien, ni le daba la sensación de confianza que podía darle, por su aspecto y carácter, al resto de sus compañeros. Esbozó una corta sonrisa. Luego, siguiendo las indicaciones del señor Brumm, se acercó a él y escuchó con atención en qué consistía el hechizo. Cuando la explicación terminó, asintió, y siguiendo las indicaciones del señor Brumm, se agachó, hincando la rodilla izquierda en el suelo. Fue entonces cuando sintió las manos del líder en su cabeza, y al momento, cómo un torrente de información se adentraba en ella, revelándole el funcionamiento del hechizo. Lyam frunció el ceño, confuso, y alzó la vista, observando al líder parvus con un renovado interés. ¿Cómo había hecho eso? ¿Era un hechizo también?

—¿Cómo ha...? —Dejó la frase a medias, negando débilmente con la cabeza. Probablemente no se lo explicaría, así que preguntarlo sería absurdo.

Lyam se puso en pie, y desde su nueva posición, contempló al líder durante unos segundos. Sonrió.

—Muchas gracias, señor. —Hizo una nueva reverencia—. Buenas tardes.

Y sin mucho más que decir, abandonó el lugar.

*se va*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Ben

avatar

Edad : 22
Mensajes : 601

MensajeTema: Re: Aulas   Dom Jun 22, 2014 2:47 am

Pese a que acababa de llegar del viaje y estaba cansada, Ben estaba lo suficientemente emocionada como para no parar ni a descansar. De hecho, aún llevaba las botas, los dulces y el colgante, y una sonrisa de oreja a oreja que difícilmente podrían borrarle en aquel momento. ¿Quién iba a decirle que la vida le sonreiría tanto alguna vez? Desde luego, ir a Brontë había sido una buena idea.

Con su buen humor de siempre y la emoción de los últimos acontecimientos, saludó al líder parvus al entrar. Con su seguridad habitual, se plantó ante él, inclinándose ligeramente hacia adelante. Si es que iba de un parvus a otro.

-Me han dicho que valía la pena pasar por aquí -comentó, risueña.

El líder mostró su propia sonrisa y, con su particular humor, procedió a explicar a la chica en qué consistía aquello. Ben asentía, entusiasta. La magia no era lo suyo, pero eso era lo de menos. Se sentía importante. Se sentía necesaria. Se sentía hasta poderosa. Y esas no eran cosas a las que estuviera acostumbrada, pero le daban una sensación muy agradable, como un cosquilleo que le recorría la punta de la nariz y las manos, y quizás incluso la zona de la garganta. Y, cuando Nagorr Brumm le pidió que se agachara, lo hizo de forma inmediata y diligente, con ojos brillantes y unas expectativas enormes. Unas expectativas que no tardaron en cumplirse, en el momento en que la información llegó a su cerebro.

Ben se apartó y, con manos temblorosas de la emoción, invocó el hechizo. Y la barrera se formó ante ella. Estaba bien, aquel sitio. Cómodo, generoso, gratificante. Estaba más que bien. Y, demostrando hasta qué punto así lo sentía, y dando mil y más gracias al líder, fue retrocediendo entre reverencias y saltitos hasta abandonar la sala. La energía, pese al cansancio, seguía desbordándola.

*se va*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Massen Dew
Moderador
avatar

Edad : 19
Mensajes : 2708

MensajeTema: Re: Aulas   Dom Jun 22, 2014 3:07 am

Me había enterado desde el principio de aquello que el líder parvus ofrecía, pero me lo pensé mucho antes de dirigirme hacia él. Después de todo, no me gustaba aquel hombre. Después de todo, en nuesto último encuentro había llegado a gritarle. Después de todo, ¿quién me garantizaba que no fuera a hacer lo de siempre, cualquier cosa absurda que se le ocurriera, sin dar ninguna explicación? ¿De verdad valía la pena ir a verlo? ¿Y si solo tenía buenas intenciones, podría comportarme ante él como si nada, simplemente agradecerle su ayuda y marcharme?

Así pues, tuve que pensármelo, pero después de ver la emoción de Ben al respecto, se hacía hasta estúpido rechazarlo. Después de todo, evitar aprender un hechizo, teniendo en cuenta que trataba de hacer mi magia mejor, no tenía el menor sentido. Así pues, suspiré y entré en la sala, manteniéndome en todo momento seria, incluso algo estirada, pero formal, a fin de cuentas. No iba a volver a gritarle, pero tampoco tenía motivos para ser especialmente amable.

-Buenas noches, señor Brumm -saludé, con una leve inclinación de cabeza, manteniendo las distancias con las formas. Si es que la educación a veces hasta sirve para algo más que para florituras.

Me mantuve formal y atenta a sus explicaciones, asintiendo. Cuando me pidió que me agachara, así lo hice, y cuando me hubo transmitido la información me incorporé de nuevo, separándome de él.

-Gracias por su atención, señor -me despedí, sin más, con una inclinación de cabeza.

Y me fui de allí.

*Se va*

_________________
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Chi Yeon

avatar

Edad : 33
Mensajes : 25

MensajeTema: Re: Aulas   Dom Jun 22, 2014 5:45 pm

Había leído los carteles colgados por todo el palacio, ¿un hechizo protector? No vendría mal, aunque no tenía nada de qué protegerme, todo sufrimiento era merecido. Entré en la sala con paso pesado, y la mirada clavada en el suelo. Sólo cuando abrí la puerta pude comprobar que el líder parvus se hallaba en la sala. Incliné la cabeza a modo de saludo y seguí las instrucciones del líder.

Me posicioné en frente de él y me agaché aún más, sintiendo la palma de su mano en mi cabeza. Sentí el calor que emanaba de su mano, hacía mucho tiempo que no sentía ese calor. Las lágrimas no me salían, pero podía sentirlas rozándome la cara. Una sensación extraña me recorrió un instante y entonces entendía que ya estaba.

Volví a inclinarme a modo de agradecimiento y despedida al mismo tiempo, probablemente un líder no querría escuchar las palabras de un ser tan inferior como yo. Sin dilación, pero con paso pesado y torpe, abandoné cuanto antes la sala.

*Se va*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Anna

avatar

Edad : 24
Mensajes : 576

MensajeTema: Re: Aulas   Sáb Jun 28, 2014 1:11 am

Entro en la habitación con pasos lentos, algo dubitativos, y aguardo mi turno tras los que me anteceden, sin dirigir más que un par de saludos a los que tengo más cerca, con una sonrisa amable. Y cuando llega, observo al líder con cierto brillo en los ojos, algo eclipsado por los cristales de las gafas, antes de acercarme un poco más, en respuesta a gesto que me dedica.

-Buenas tardes, señor. Soy Anna Hélix -saludo, tomando dos pliegues de mi vestido entre los dedos y levantándolo un poco para hacer una leve reverencia-. Agradezco mucho que me permita formar parte de este aprendizaje.

Cuando me agacho pone sus manos sobre mi cabeza, y enseguida se me abren los ojos, de la sorpresa, cuando siento la descarga. Pestañeo, despacio, y alzo la vida hacia él de nuevo, levantándome lentamente y recuperando la compostura. Tras un par de segundos, recupero la sonrisa, suave, y repito una reverencia, esta vez doblándome un poco e inclinando el cuerpo hacia adelante.

-Reitero mi gratitud, señor. Espero poder corresponder a esto con mi ayuda cuando la necesite. Buenas tardes.

Y, con cierta torpeza, retrocedo un par de pasos. Luego me vuelvo y camino hacia la salida.

*se va*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lluvia

avatar

Edad : 21
Mensajes : 465

MensajeTema: Re: Aulas   Dom Jun 29, 2014 10:04 pm

Lluvia entró en la habitación con ciertas dudas.
Al enterarse de las lecciones se había preguntado si era buena idea que ella, que no tenía ala y que no podía considerarse guerrera, aprendiese el hechizo que el líder parvus les estaba enseñando a sus compañeros. Aprender un hechizo tenía que ser complicado, y ella no tenía ningún tipo de talento en lo referente al combate: no sabía utilizar un arco y jamás había practicado su magia. Probablemente, pensaba, lo único que conseguiría al presentarse ahí era hacerle perder el tiempo al señor Brumm, y aquello era, sin duda, lo último que quería hacer.
Pero a pesar de todos esos miedos, ahí estaba, observando el suelo mientras esperaba su turno. Una parte de ella decía que su obligación como miembro de Brontë era formarse para ser una buena guerrera: su nulidad ya se había visto durante la misión, donde no había hecho más que temblar y lloriquear, y estaba convencida de que ninguno de los líderes la admitiría si seguía así. Tenía que aprender, se había dicho, tratando de convencerse sin mucho éxito a sí misma, y por eso estaba ahí.

Cuando su turnó llegó, no obstante, todos sus miedos renacieron. Lluvia alzó la vista del suelo, y nerviosa, esbozó una tímida sonrisa.

—Bu... Buenas tardes, señor... —murmuró, pero no se movió. Aún estoy a tiempo de irme, pensó. Puedo decir que me he confundido, y dar la vuelta, e irme y no molestar y...

El líder parvus le pidió que se acercara, y Lluvia decidió que ahora ya no, que ya no podía irse, porque si se iba, si se iba eso sería una falta de respeto, y entonces sí que nadie la querría en Brontë, ni en Ventus, ni en ningún otro sitio.

Obedeció, y escuchó las explicaciones del líder en silencio, atenta. Se sentía, pese a todo, algo cohibida, y cuando el líder parvus le pidió que se agachase, la aether se disculpó de antemano por todos los problemas que podría causarle:

—No... No sé mucho de magia... Y yo... Lo siento si... Le molesto... Y...

Notó las manos del líder en la cabeza, y al segundo Lluvia se sintió muy estúpida. Y confusa.
Parpadeó una vez, sorprendida, y alzó la vista para mirar al hombre. ¿Cómo había hecho eso? Qué... Qué rapidez. Un leve rubor recorrió sus mejillas, y avergonzada, se puso en pie.

—Siento las molestias —repitió. Luego negó—. Gra... Gracias, señor.

E hizo una reverencia, inclinando la cabeza, y sonrió con más timidez que antes. Qué tonta, pensó. Seguro que está pensando que soy una tonta.

La aether permaneció unos segundos más en la sala, sin saber qué hacer, y luego, tras una nueva reverencia, abandonó la sala.

*se va*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cassandra

avatar

Edad : 30
Mensajes : 320

MensajeTema: Re: Aulas   Dom Jun 29, 2014 11:53 pm

Entró sacudiéndose el vestido con rapidez y un pedazo de pan en la boca.
Lo había estado posponiendo a lo largo de la semana y ahora se le había echado el tiempo encima.
El líder estaba ya casi preparándo su marcha cuando lo encontró.
-¡Por los pelos!- Rió. Quiso hacer un chiste relacionado con la barba del líder pero se abstuvo. Seguramente estuviese cansado de dar clases y no le apeteciera bromear. O sí, quién sabe.

Rápidamente me coloco en posición y noto el ardor tenue de sus dedos en mi mente. He pospuesto un poco mi partida. Quizá debería avisar al bueno de Rick... Bueno. Una madre en apuros siempre será perdonada... o eso espero.

Con que así es como funciona el hechizo...
Bien, ahora estoy segura al cien por cien en emprender mi viaje de una vez por todas. - Muchas gracias señor.- Le agradezco con una enorme sonrisa.
He de pensar en algún regalo para Rick por tomarse tantas molestias.


*se va*


:_D CASI NO LLEGO.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Narrador

avatar

Mensajes : 1332

MensajeTema: Re: Aulas   Lun Jun 30, 2014 3:53 pm

El evento ha finalizado. Todos los personajes que han acudido a las aulas durante este intervalo pueden utilizar el hechizo sin ningún inconveniente. Las aulas quedan, pues, cerradas hasta nuevo aviso.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
PNJ
PNJ


Mensajes : 204

MensajeTema: Re: Aulas   Sáb Ago 30, 2014 12:08 am

Tras haberlo dispuesto todo y haber dado el aviso a los guerreros, la joven por fin entró en el aula con todo lo que necesitaba para sus lecciones. Venía por encargo, y aunque no era el primero que recibía, tenía tantas ganas de llevarlo a cabo como si así fuera. Después de todo, recibir una tarea por parte de Fera era algo que siempre apreciaba, y le gustaba cumplir en condiciones.

Sabía por qué había sido elegida. Entre las lecciones que Fera ofrecía, ella destacaba por encima de ninguna en medicina, así que era de esperar que aquello recayera en sus manos. Y, dado que su idea era buscar la mayor eficacia posible en sus enseñanzas, planeaba dividir el curso en función de la habilidad de sus alumnos. Después de todo, la finalidad de aquello no era perder su tiempo, ni hacérselo perder a ellos.


Laylee había dispuesto dos largas mesas, sobre las que reposaban animales heridos de distinta gravedad. En total, cinco ocupaban cada mesa. Y, aunque aquellos animales no eran más que bultos artificiales, se había preocupado de que fueran lo suficientemente realistas como para que los guerreros pudieran aplicarse con ellos.

Así, tras las presentaciones, evaluaría en un rápido examen las habilidades de cada uno, indicándoles que se dirigieran a una mesa o la otra. A la derecha, aquellos destinados a aprender furuuchi podrían practicar aplicándolo en heridas de distinta gravedad, desde una leve contusión hasta la parte más profunda de una estocada. A la izquierda, los no capacitados mágicamente disponían de hilo, aguja, botes con desinfectante y vendas, y tendrían que limpiar y vendar (y en los últimos dos casos, coser) las distintas heridas que presentaban sus artificiales pacientes. Ella supervisaría el trabajo, corrigiendo y guiando a los guerreros para que obtuvieran los mejores resultados.

FdR.: Los guerreros con nivel 3 o más de magia aprenderán fuuruchi. Para ello, seguirán las instrucciones de Laylee, y harán desaparecer las heridas presentadas por los cinco animales dispuestos sobre la mesa de la derecha.
Los guerreros con nivel 2 o menos de magia seguirán sus instrucciones en la mesa de la izquierda, y conseguirán la mejora en medicina "primeros auxilios" (capacidad para curar heridas de gravedad media-baja, contando con materiales que Brontë pondrá a su disposición siempre que lo necesiten, sin límite).
No se requieren tecnicismos ni grandes obras, pero sí se pide que las acciones llevadas a cabo, las instrucciones seguidas, las impresiones de los guerreros y la actitud hacia Laylee tengan cierto desarrollo y trabajo. Dado que cada guerrero tendrá cinco pacientes que atender, dejo a vuestra libertad el escoger tanto el aspecto del animal como el de su herida; pueden o no ser iguales a los que curen otros guerreros. El carácter irrespetuoso hacia la profesora también puede ser motivo de penalización.
La administración se reserva el derecho a decidir si un post es válido o no para adquirir en aprendizaje. Podéis mandar un mp a la cuenta de Massen Dew para cualquier duda. El evento permanecerá activo una semana como mínimo, y es posible que se alargue, pero nunca que se acorte. Los guerreros podrán dar por hecho que han conseguido el objetivo una vez el evento esté cerrado, y siempre y cuando la administración no indique al user lo contrario.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Aulas   

Volver arriba Ir abajo
 
Aulas
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 4.Ir a la página : 1, 2, 3, 4  Siguiente
 Temas similares
-
» Aulas

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
 :: El Mundo de Mithos :: Palacio de Brontë :: Interiores del Palacio-
Cambiar a: